Cómo conectar dos monitores a un PC y verlo todo a lo grande

Cómo conectar dos monitores a un PC y verlo todo a lo grande

A pesar de las muchas ventajas del ordenador portátil, los ordenadores de sobremesa siguen siendo muy utilizados, sobre todo por la comodidad que nos proporciona un teclado amplio y un ratón, sin contar con que podemos disponer de un gran monitor… o de dos conectados. Vamos a ver cómo utilizarlos y qué beneficios nos aporta.

¿Por qué utilizar varios monitores?

Lo primero y más obvio es porque nuestra productividad aumenta. Al tener varios monitores crece nuestro espacio de trabajo y tenemos más información a la vista, pudiendo abrir varias aplicaciones a la vez. Ahorraremos mucho tiempo al copiar información de un monitor a otro sin tener que cambiar de pestañas o ventanas.

Una segunda ventaja podría ser que disfrutaremos mejor de contenidos de ocio como películas y videojuegos. También podemos visitar una web en un monitor mientras charlamos con amigos en las redes sociales abiertas en el otro.

Por el contrario, el principal problema de disponer de dos (o más) monitores es el espacio necesario en nuestra mesa. Si esto no nos preocupa, pasemos a elegir nuestro segundo monitor.

Cómo conectar dos monitores a un PC y verlo todo a lo grande

Cómo elegir un segundo monitor

Esta es una elección que debemos tratar con mucha atención. Existen muchos modelos de varios tamaños y configuraciones y, dependiendo el uso que le vayamos a dar, elegiremos el que más se adapte a nuestras necesidades.

Lo primero, y más elemental, es asegurarnos de que nuestro ordenador cuente con dos salidas de vídeo o, al menos, que podamos añadirle una segunda tarjeta gráfica.

En segundo lugar, debemos elegir el tamaño. Lo ideal es que el segundo monitor sea del mismo tamaño que la pantalla principal o lo más cercano posible.

Cómo conectar dos monitores a un PC y verlo todo a lo grande

Tras esto, debemos fijarnos en la resolución: también deberíamos elegir dos resoluciones lo más similares posibles. Si queremos más espacio de trabajo podemos optar por un monitor UHD, que posee más píxeles que dos monitores Full HD, 3840×210 frente a los 3840×1080 píxeles que tendríamos si sumamos los dos monitores Full HD. Eso sí, debemos tener en cuenta si nuestro equipo es capaz de gestionar dos pantallas UHD.

Configurar los dos monitores

Esto es muy sencillo. Si tomamos Windows como ejemplo tan solo tendremos que acceder al panel de configuración de la pantalla, una vez conectado el segundo monitor. Para ello pulsaremos el botón derecho del ratón en un espacio vacío del escritorio (o la tecla Windows + P en Windows 10 o Windows 8) y seleccionaremos “Resolución de pantalla”, donde podremos elegir el orden de los monitores, la resolución de cada uno, su orientación y, sobre todo, el formato: extendidas o duplicadas.

Cómo conectar dos monitores a un PC y verlo todo a lo grande

Una pantalla extendida indica que cada una funcionará de forma independiente, por lo que es una opción ideal para trabajar con programas diferentes en cada una. Un monitor duplicado es adecuado para repetir o extender el contenido del principal.

Monitores Lenovo

Ya sabemos cómo elegir el monitor, ahora solo tenemos que hacerlo. Lenovo nos ofrece una amplia gama para todas las necesidades: gamers, profesionales, para el hogar, etc. Podemos elegir tamaños que van desde las 14″ hasta las 29 pulgadas y con resoluciones que llegan hasta los 3840×2160 píxeles en todo tipo de panel: IPS, LCD, FHD, QHD, etc.

Cómo conectar dos monitores a un PC y verlo todo a lo grande

La gama ThinkVision por ejemplo, dispone de pantallas panorámicas de hasta 29 pulgadas con resoluciones de 2560 x 1080. Sus pantallas AH-IPS ultra ancha son lo más parecido a estar en el cine y permite una máxima visibilidad desde cualquier ángulo. Con una gama de color sRGB, mejora la calidad de la imagen. Y adopta los estándares ecológicos más recientes.

Etiquetas: