La fotografía de los 90 que nunca olvidaremos vuelve a petarlo en 2017

fotografia

Pese a tener casi 30 años, son imágenes que no pasan de moda. Son altamente recordadas y suponen un referente para muchos.

Quizá te suenen las fotografías de “En la cama con Madonna”. Son obra de Herb Ritts, uno de los fotógrafos de los 90 que consiguió impregnar un estilo propio. Otro de aquellos artistas fue Robert Mapplethorpe, mucho más controvertido y polémico. Pero no son los únicos nombres de aquella época. Bruce Weber o Annie Leibowitz son otros profesionales reconocidos que marcaron la fotografía de aquella década.

Edwynn Houk Gallery in NYC presents an exhibition of rare, vintage Herb Ritts photos. "Supermodel" 20Feb-22Mar 2014

Una publicación compartida de Herb Ritts Foundation (@herbritts) el

A los albores de Internet

Como ocurre tantas y tantas veces, para entender el arte de los años noventa hay que empezar con la economía, y no con la estética. Gran parte del arte, el cine y la música de aquellos años eran desordenados en forma y mensaje pero de una forma que resulta gratificante, provocando al espectador con verdades incómodas sobre el desordenado tejido social.

A medida que la década de los 90 avanzaba, este caos se suaviza y comienza el auge de las puntocom. Era el final de la Guerra Fría y el arte de mediados de los años noventa reflejaba la línea cada vez más borrosa entre lo real y lo virtual.

La década de 1980 fue un período de excesos y especulación bursátil. Pero en 1991 el mercado de arte cayó espectacularmente, cerrando galerías. ¿Qué caracterizaba el arte e general (y la fotografía en particular) de aquellos días? La raza, la sexualidad y el multiculturalismo fueron debatidos acaloradamente a principios de la década.

Olvídate de Pantone, aquí va de blanco y negro

Una de las primeras cosas más evidentes de estas fotografías es que son (casi) todas en blanco y negro.

Aunque no es de aquella época, quizá fue de las que dio el pistoletazo de salida a este nuevo estilo. Se trata de una instantánea improvisada que el fotógrafo Herb Ritts hizo a finales de la década de 1970 y cuyo protagonista es Richard Gere en una gasolinera de California.

Pero tras esa primera imagen podemos ver otras muchas en las que la ausencia del color es predominante.

Luces y sombras para captar la belleza

Pese a la ausencia de color, o precisamente por ello, los fotógrafos de la época consiguieron captar y realzar toda la belleza que transmitían sus imágenes. ¿Cómo? Ritts se distinguió de sus homólogos por su estética, apostando principalmente por una concepción minimalista, así como por su habilidad para captar la mejor luz y los paisajes del sur de California.

Kate Moss, Vietnam 1996. From my upcoming exhibition “Far From Home” at @dallascontemporary, opening September 18th, 2016.

Una publicación compartida de Bruce Weber (@bruce_weber) el

Mapplethorpe, por su parte, era un formalista, interesado en la composición, el color, la textura, el equilibrio y, sobre todo, la belleza. Se interesó por los aspectos clásicos de la belleza a lo largo de su vida, ya sea en sus desnudos, bodegones o retratos: la luz, la sombra, la composición y la forma eran centrales en todas sus fotografías.

La fotografía va de retratos y primeros planos

Todas estas instantáneas destacan también por la cantidad y nitidez de los detalles que en ellas aparecen. Aunque también hay imágenes con planos más grandes, llegando casi al paisaje, lo cierto es que, bien en personas o bien en plantas y objetos, muchos de esos detalles se perciben en fotografías de primeros planos.

Por ejemplo, Ritts se especializó más en los retratos, sobre todo de personajes famosos, como modelos como Cindy Crawford o Christy Turlington, así como cantantes como Madonna, Janet Jackson o Britney Spears.

Pero también construyó su nombre apostando por hacer fotografías de desnudos provocativos y esculturales, en los que solían posar a menudo a atletas y bailarines famosos.

Por su parte, Mapplethorpe tomaba imágenes de sus amigos y conocidos, entre los que se encontraban artistas, músicos, miembros de la alta sociedad o estrellas de películas pornograficas. En la década de 1980, se concentró en la fotografía de estudio, específicamente desnudos, flores y retratos formales que son considerablemente más refinados que sus primeros trabajos.

Mientras, Bruce Weber es conocido por mostrar a hombres con sólo ropa interior, lo que ha sido controvertido desde el principio. Sin embargo, eso lo ha convertido en uno de los fotógrafos de moda más emblemáticos. En los años ochenta y noventa, pasó a revolucionar la fotografía de moda masculina con campañas en las que participaban bellas figuras americanas para marcas como Calvin Klein, Ralph Lauren y Abercrombie & Fitch, además de propagarse en revistas como Vogue, Elle y Vanity Fair.

Las famosas que se prestaron a ello

El trabajo de Ritts se distingue no sólo porque capta la época única de los años 80 y 90 sino también porque fotografió a muchas de las figuras icónicas de esa época.

James Leighton, del Departamento de Grabados, Dibujos y Fotografías del The Museum of Fine Arts de Boston, explica que Herb Ritts “trabajó en un momento en que la línea entre el arte y el marketing era borrosa”. “Se esforzó por crear imágenes atemporales que vivían más allá de las páginas de una revista.”

Además de trabajar como fotógrafo comercial para publicaciones impresas, mezcló la cultura popular con una estética dramática y artística para forjar un estilo de fotografía totalmente único.

Thank you, Meryl Streep, for being so courageous. I took this photograph while you were still at Yale Drama School. Your spirit hasn't changed.

Una publicación compartida de Bruce Weber (@bruce_weber) el

Mientras, Peter Lindbergh, fotógrafo y director alemán, cambió en la década de los 90 la forma en que los modelos fueron retratadas.

Con una estética que se asemeja a la fotografía documental, comenzó a fotografiar a Naomi Campbell, a Christy Turlington, a Cindy Crawford, y a Linda Evangelista entre otras de una manera nueva e intemporal, que los humanizó y realzó su belleza natural. Hoy en día, los retratos en blanco y negro, poderosos, honestos e íntimos de Lindbergh continúan destacándose como algunos de los mejores de la moda contemporánea.

Mapplethorpe combinó Polaroids con textos cortados para crear collages en los años setenta. También utilizaría diferentes técnicas fotográficas, tales como fotograbados y el papel y acabado Cibachrome, a lo largo de su carrera.

Lo que puedes hacer con la cámara de tu móvil

El estilo de cada fotógrafo es a veces irrepetible, pero en la década de los 90 no tenían todos los avances tecnológicos de los que puedes disfrutar ahora.

Si tu móvil tuviera cuatro cámaras, ¿crees que podrías obtener mejores resultados que los que consigues ahora y que, quizá serías capaz de capturar el nivel de detalle de los artistas de los 90?

El Phab 2 Pro de Lenovo es un terminal con cuatro cámaras que funcionan con la tecnología Tango de Google. Esta herramienta, acompañado del software desarrollado, te permite adentrarte en la realidad aumentada.

Ten en cuenta que en la parte posterior del teléfono se encuentran una cámara de 16 MP RGB, una cámara de profundidad y una cámara con objetivo de ojo de pez para capturar de imágenes panorámicas de gran angular. Además, dispone de un enfoque superrápido en 0,3 segundos. Mientras, en la parte frontal tienes una cámara de 8 MP para poder hacer selfies, tanto personales como en grupo.

Etiquetas: