¿Por qué hay tan pocas mujeres en las carreras técnicas?

mujeres-carreras-tecnicas

Es la pregunta del millón para la que, afortunadamente, se empiezan a buscar no solo respuesta, sino remedios de toda índole. ¿Por qué las carreras técnicas, especialmente las relacionadas con la tecnología, son un campo mayoritariamente masculino? Y, sobre todo, ¿cómo se puede revertir esta tendencia?

Los datos son contundentes. En España, según refleja el Ministerio de Educación hay 1.361.340 estudiantes matriculados en estudios de Grado de 1º y 2º ciclo. La mayoría (739.343 frente a 621.997) son mujeres.

 

Fuente: Ministerio de Educación.

Pero cuando desglosamos esos datos por carreras técnicas, la tendencia se revierte. En ciencias, el 35,20% de los estudiantes son mujeres (79.967 hombres frente a 43.436  mujeres). En ingeniería y profesiones afines, el ratio baja hasta el 23,40% (apenas 6940 chicas frente a 22750 chicos).

Desde la más tierna infancia

El problema tiene, al parecer, su raíz en la más tierna infancia. La consultora Accenture ha llevado a cabo un reciente estudio en el Reino Unido que concluye que más de la mitad (casi el 60%) de las niñas de 12 años de edad del Reino Unido e Irlanda creen que la ciencia, la tecnología, las ingenierías y las matemáticas son materias difíciles de aprender.

difficult subjects

 

Fuente: Accenture.

El estudio se ha llevado a cabo entre más de 4.000 personas, incluyendo niñas, mujeres jóvenes, padres y profesores y demuestra claramente que existe la percepción de que estas asignaturas y estas carreras más técnicas están más enfocadas para las personalidades masculinas.

La mitad de los profesores (concretamente el 51%) y el 43% de los padres encuestados considera que su percepción ayuda a explicar el bajo porcentaje de chicas en este tipo de carreras.

classroom-467730_1280

Casi la mitad de las niñas (el 47%) considera que los chicos están mejor preparados para estas materias. Es decir, que este estudio vuelve a poner de manifiesto que tanto los profesores como los padres deberían esforzarse más para animar a las niñas desde su infancia a interesarse por estos estudios.

Los gobiernos de los países y las empresas también deberían poner en marcha diferentes iniciativas para conseguir que haya un mayor número de chicas involucradas en estas carreras.

“No es posible que siendo mujer quieras ser ingeniera informática”

Mary Soco Ortiz, ingeniera en Ciencias de la Computación, recuerda que ella ha tenido que toparse con cierta oposición a estudiar su carrera. “Debíamos realizar una evaluación vocacional (en el curso de preparación). La psicóloga encargada me hizo tres pruebas diferentes porque no era posible que, siendo mujer, me inclinará por el área destinada a ingenierías: físico matemáticas. Lo mismo le ocurrió a otras 6 compañeras que el siguiente año estuvimos en ese grupo”.

Sin embargo, hay ingenieras que no ven la situación tan dramática, al menos en determinadas carreras. O.C., ingeniera informática y Jefe de equipo en empresa privada que prefiere solo dar sus iniciales, no tiene la sensación de haber sido una minoría cuando estudiaba hace 25 años. “La mitad de la clase éramos chicas, y también teníamos profesoras. Es cierto que en otras carreras quizá sí había menos presencia femenina, pero no tuve ningún problema ni trato diferente al del resto de mis compañeros por cuestión de sexo”.

En términos parecidos se muestra otra ingeniera de telecomunicación por la UPM que, por su trabajo, prefiere mantenerse en el anonimato.  Al recordar sus años de estudiante, asegura que “mi experiencia, balanceada, es muy positiva. Creo recordar que éramos como el 35% de chicas. No hubo discriminación ni nada de eso. Teníamos que estudiar mucho, al igual que los chicos” .

La tendencia está cambiando

Es cierto que quizá en los últimos años hemos ido retrocediendo. En la década de 1980, las mujeres representaban entre el 35 y el 40 por ciento de la fuerza de trabajo de tecnología informática y de la información (TI) en los EE.UU. En 2011, ese porcentaje cayó al 25 por ciento, de acuerdo con National Center for Women & Information Technology (NCWIT).

boy-110762_1280

¿Qué se debe hacer para que más chicas se interesen en estas materias? “Dejarlas ser, enseñarles a hacer de todo, enseñarles a no ser dependientes de los hombres, apoyarlas cuando sus gustos o preferencias están fuera de lo que tradicionalmente se espera de una mujer, enseñarles a seguir sus sueños, enseñarles a elegir y a decidir por sí mismas, enseñarles a no quedarse con dudas, enseñarles a cuestionar y no solo aceptar, enseñarles que tecnología no es solamente sinónimo de computadores y smartphones, enseñarles a crear y enseñarles el concepto de innovación, a confiar en sí mismas y a nunca rendirse. Y enseñarles a programar”, sentencia Mary Soco Ortiz.

Roles directivos inspiradores

En los últimos tiempos asistimos a un creciente interés por incrementar la participación de las mujeres en estas carreras científicas y hay diferentes iniciativas puestas en marcha, como Tech Future Girls, Girls Who Code o Tech and Ladies.

Pero lo cierto es que, a estas alturas del mundo digital, apenas existen roles femeninos en los altos puestos de dirección en este tipo de empresas, lo que tampoco ayuda para 3 de cada 4 chicas, según el estudio de Accenture.

“Obviamente, la sociedad se mueve por lo que ve, por lo que si las niñas no ven mujeres directivas, es muy difícil que quieran ser eso”, señala la ingeniera en telecomunicaciones. De hecho, se calcula que solo el 19,2 % de los profesionales del sector de las TIC tienen un jefe mujer, frente al 45,2 % de trabajadores en otros sectores. Es fundamental, por tanto, la implicación de las empresas del sector de la ciencia y la y la tecnología para continuar con este proceso de introducir cada vez más talento femenino en el sector y las empresas.

Según un estudio de la UE, una mayor presencia de las mujeres en el sector digital de la UE impulsaría un incremento anual del PIB estimado en 9.000 millones de euros. Los datos de este informe vuelven a ser contundentes. De cada 1.000 mujeres con una licenciatura o una diplomatura, solo 29 están en posesión de un título universitario en TIC (frente a 95 hombres), y solo 4 de cada 1.000 desempeñarán un puesto de trabajo en este sector.

La conciliación laboral, el reto a superar

De acuerdo con el citado informe, las mujeres abandonan el sector en el ecuador de su carrera profesional en mayor medida que los hombres y están infrarrepresentadas en puestos directivos y de responsabilidad (incluso más que en otros sectores).

OC, la ingeniera en informática, tiene su propia explicación a este fenómeno: “llega un momento en la vida de las mujeres en el que potenciamos una vida, profesional y personal, más ordenada. Optamos por no quedarnos más allá de nuestro horario de trabajo. Y eso no puntúa para hacer méritos en la empresa”.

startup-849805_1280

La ingeniera en telecomunicaciones que prefiere no dar su nombre lo explica con estas palabras: “El asunto de la conciliación familiar y del “parón” a la hora de tener los hijos puede llegar a ser un motivo con mucho peso. Me explico, la década de los 30 es cuando te afianzas en tu carrera profesional. Ya no eres un recién licenciado, ya vas cogiendo experiencia, pero a su vez es la década que si quieres tener hijos debes invertir tiempo en ello (embarazo, lactancia y la vida del niño en general). La vida del niño en general, tanto padres como madres sufren el mismo impacto (o deberían) y necesitarían una buena conciliación familiar (algo que creo que en España se necesitaría desarrollar más: guarderías en el centro de trabajo, mejor horario laboral y más flexible, teletrabajo, etc.). Pero la parte de embarazo y lactancia es solo de las mujeres, y esos meses digamos que “los pierdes” en una época donde tu carrera debería (según están marcadas las reglas del juego ahora) despegar”.

En 2013, también se llevó a cabo una encuesta en Estados Unidos y se pidió nombrar a una mujer en el campo de la tecnología. Lo más llamativo de esta lista es la amplia gama de nombres sugeridos (86 diferentes), pero un 9,2 por ciento de los encuestados dijo que no podían pensar en nadie y un 25,5 por ciento dejaron la pregunta en blanco.

Los nombres de la lista se han mencionado dos o más veces cada uno. Las otras 78 mujeres fueron mencionadas una vez.

nombres

Fuente: Accenture.

Por último, si quieres saber quiénes fueron pioneras en obtener una licenciatura técnica en España, puedes consultar este reconocimiento elaborado por la Fundación Juanelo Turriano.

Foto | Nguyentuanhung

Etiquetas: