Cómo formatear el ordenador y no perder la licencia de Windows

formatear-ordenador

A lo largo de la vida de tu ordenador personal puede que llegue el momento en que por un motivo o por otro necesites formatear. Esto significa hacer tabla rasa, borrar toda la información que tenemos, tanto los datos como el sistema operativo. Es en este caso cuando conviene ser previsores y tener nuestra licencia de Windows a mano para, llegada la hora de reinistalar de nuevo el sistema, poder introducirla durante el proceso. Por eso vamos a ver cómo formatear el ordenador y no perder la licencia de Windows.

El formateo puede ser del disco duro o de la partición donde se instala el sistema operativo y se debe realizar siempre desde un medio externo. Por explicarlo de una manera sencilla, un disco duro no se puede dar formato a sí mismo. Si está dividido en varias particiones a nivel lógico sería como tener dos discos duros. Hoy en día los diferentes fabricantes suelen incluir una partición de recuperación para, llegado el caso de tener que formatear, poder arrancar por dicha partición y dejar el ordenador tal y como llegó de fábrica.

Antes de formatear, mejor evaluar las opciones de recuperación

onekey-recovery

En este caso debemos tener claro cómo activar esta partición de recuperación para que el ordenador sepa que debe arrancar por ella. Cada fabricante lo suele realizar de una forma diferente, pero lo más habitual es tener que pulsar alguna tecla de función, F2 en algunos modelos de Lenovo, que nos indique en el POST de inicio, antes de que arranque el sistema operativo.

Otra opción es realizar una copia de nuestros sistema en discos externos, por lo general como un DVD o una memoria USB, que tendremos guardados para su recuperación en el futuro.

De esta forma introducimos el DVD, le indicamos en el orden de arranque del POST, también utilizando teclas de función, F10 por ejemplo, que inicie por el DVD o la memoria USB que hemos creado y a partir de aquí nos dejará el ordenador tal y como lo recogimos cuando lo compramos. En estos casos ya tenemos nuestro número de licencia de Windows y no tendremos que recogerlo.

Opciones de recuperación de Windows sin perder la licencia

opciones-recuperacion-windows10

Si tu ordenador tiene Windows 8 o Windows 10 como sistema operativo estas opciones de recuperación a valores de fábrica también están disponibles desde el propio sistema. Esta es una opción muy útil para los casos en los que el ordenador puede arrancar e iniciar el sistema, no para aquellos extremos en los que no llega a hacerlo y nos vemos obligados a formatear o si hemos cambiado el disco duro por una avería de hardware.

En Windows 10 basta con ir a inicio, configuración (en Windows 8 podemos utilizar la caja de búsqueda), seleccionar la opción Actualización y Seguridad donde nos aparece la opción de recuperación que actualmente son Restablecer el Pc, Volver a una compilación anterior o Iniciar desde un medio externo.

Esta es una opción muy interesante tanto para los equipos portátiles, como la gama empresarial de Lenovo como para los sobremesa.

Cómo recuperar tu licencia de Windows

licencia-windows

Tanto si tenemos que formatear el disco y reinstalar desde una copia de Windows como si tenemos que cambiar el disco duro, si hacemos la instalación desde cero entonces, en algunas ocasiones, nos va a pedir el número de licencia de nuestro sistema operativo para validarlo y completar la instalación. La clave de licencia de Windows consta de cinco series de cinco números o letras que tenemos que introducir.

Recuperación de la licencia de Windows, hardware y correo electrónico

En algunos ordenadores existe una etiqueta con el código de licencia que viene pegado en la caja del ordenador, en el caso de los equipos de sobremesa o en la parte trasera, en el caso de los portátiles.

Otra opción, aunque menos frecuente, es que la clave venga en el DVD de Windows junto con la documentación. Esto ocurre si hemos comprado la licencia por separado, por ejemplo, para cambiar a un sistema operativo más moderno utilizando el mismo hardware. Tenemos que asegurarnos de que lo que tenemos es el código de licencia, no un código de producto o similar. Esta es la opción más sencilla.

En ocasiones hemos recibido dicha licencia por correo electrónico. En ese caso basta con tener identificado el correo de Microsoft que nos llegó, acceder al mismo desde otro dispositivo antes de la instalación, anotarlo o dejarlo a mano para utilizarlo en el momento que nos lo requiera durante el proceso de reinstalación. En el caso de que hayamos cambiado la versión del sistema operativo, por ejemplo, mejorado el producto de la versión Home a la versión Pro o pasado de Windows 7 a Windows 8, Microsoft nos envía este correo con la licencia del sistema operativo.

Recuperación de la licencia de Windows, los programas de terceros

produkey

Pero también existe la posibilidad de que ninguna de las opciones anteriores esté disponible. Es entonces cuando lo ideal es recurrir a aplicaciones de terceros, que instalamos y que buscan recuperar la licencia de Microsoft. Esta opción sólo es válida si podemos arrancar nuestro ordenador, ya que si está totalmente corrupto no podremos utilizar este método. De esta manera lo más práctico sería recoger estos datos por si los necesitamos en un futuro y guardarlos junto con las copias de seguridad del ordenador.

Todos estos programas funcionan de una forma más o menos similar, se ejecuta la aplicación, ya que en la mayoría de ellas no es necesario ni siquiera instalar y nos informa de las licencias de sistema operativo y programas que nos permite recuperar. Podemos citar los siguientes:

  • Magical Jelly Bean KeyFinder es una aplicación que podemos ejecutar desde la memoria USB y nos recupera información de licencias del sistema operativo así como de otros productos de Microsoft. También recupera licencias de programas de Adobe o las busca de otros equipos de la misma red local en su versión Pro.
  • SoftKey Revealer recupera licencias de Windows y otros productos de Microsoft o Adobe. De momento la última versión no está lista todavía para recuperar licencias de Windows 10.
  • ProduKey que no necesita instalación y nos recupera de forma sencilla la contraseña de nuestro sistema operativo, así como otros programas de Microsoft como podrían ser Office o SQL, por citar algunos de ellos.

Puede darse el caso de que tengamos dos licencias de Windows, algo que ocurre si hemos cambiado de sistema operativo, por ejemplo, actualizando de Windows 8 a Windows 10. En caso de actualización siempre podemos volver a hacer una copia de los discos de recuperación con la utilidad que nos incluya el fabricante o con programas externos si es el caso.

En Blog Lenovo | Cómo montar tu nube personal con tu propio disco duro externo

Etiquetas: