game pass

Por qué Game Pass no funciona: causas y soluciones

Las mejores soluciones para seguir jugando.

A cualquier amante de los videojuegos el gusta tener tiempo para vivir todas las historias que más le gustan. Lo mejor es que ya no es necesario desembolsar una gran cantidad de dinero para jugar a un amplio catálogo como es el que te ofrece Game Pass. El problema viene cuando no ves que Game Pass no funciona y te toca echar un vistazo a las posibles soluciones por las que el sistema de videojuegos en la nube ha dejado de funcionar.

Puede que muchos piensen en que solo hay una solución cuando se trata de recuperar la funcionalidad del servicio, pero lo cierto es que necesitas mucho más de lo que piensas para al menos volver a conectarte al servicio que Microsoft te aporta para jugar a su amplio catálogo.

La apuesta de Microsoft para que todo el mundo juegue a tope

Estamos en un momento de cambio abismal en el mundo de los videojuegos. Es un hecho que el formato físico sigue atrayendo a muchos usuarios, pero puede que en el futuro sea el formato digital el que lleve la voz cantante. Es más, ya puede que tener un dispositivo potente no sea ni siquiera necesario, a menos que lo requieras para tu trabajo y todo gracias a los servicios de gaming en la nube.

game pass

Los hay muy interesantes, siendo Xbox Game Pass una de las alternativas más importantes de todas. Y es que la plataforma no solo cuenta con lo mejor del catálogo de la célebre consola de los de Redmond con sus últimos títulos lanzados al mercado, también podrás jugar a otras grandes joyas pasadas incluidas entre sus opciones y que siempre quisiste jugar.

Es por eso por lo que te puede compensar la suscripción al servicio, tanto si eres amante de los juegos ya retro (aunque no te lo parezca) como si no te quieres perder en exclusiva los últimos lanzamientos del sistema en exclusiva, sobre todo ahora que bajo su ala operan algunas de las desarrolladoras más importantes del momento como es el caso de Activision o incluso Bethesda.

Qué hacer cuando tienes un problema con el Game Pass

Lo primero que tienes que saber es reconocer un problema con el GamePass. Como sabes, la aplicación necesita varias cosas para funciona y si alguna de ellas falla ten por seguro que no podrás ni continuar con tus partidas ni siquiera probar antes que nadie los últimos lanzamientos de la plataforma. Por ese motivo, vamos a ver cuáles son las diferentes causas que te impiden jugar y cómo solucionarlas.

Revisa tus datos de inicio de sesión

Lo primero que debes hacer antes de desesperarte porque GamePass no funciona es saber si has iniciado correctamente tu sesión. Esto es esencial, ya uqe es de lo más normal escribir el usuario y la contraseña mal, lo que puede dar lugar a que no puedas acceder a la aplicación. Por eso revisa si todo está bien escrito para que puedas acceder al servicio sin problema alguno.

No tienes Internet

Sea como sea, para jugar en Game Pass necesitas estar conectado a Internet. Tu móvil u ordenador debe estar vinculado a un punto de acceso o tener una conexión inalámbrica de datos estable, por lo que revisa que tengas cobertura o que tu conexión a Internet funciona correctamente en tu router.

router

 

También ten en cuenta que no haya un mantenimiento del servicio, algo que te puede dejar fuera de juego durante el tiempo que se mantiene operativo. Esto puedes comprobarlo a través de la web de estado de Xbox, la cual te permitirá saber todo lo que necesites del servicio.

 Actualiza la aplicación

Puede que si llevas mucho tiempo sin usar el servicio de Game Pass no hayas echado cuenta de que la aplicación necesita de una renovación constante con la que recibir todos los servicios más actuales. Por este motivo, es importante que eches un vistazo a la versión de la app y mirar en tu tienda de aplicaciones si necesitas renovarla por una versión mucho más nueva y desde la que tener un listado con lo último en juegos que te puede ofrecer.

Renueva tu suscripción

Llegados a este punto, no podemos dejar de lado lo más evidente de todo y es que no hayas pagado o renovado tu suscripción al servicio. Parece evidente, pero a todo el mundo nos pasa que se nos descuida la fecha de vencimiento de un servicio y toca pagarlo ipso facto para disfrutar de él en el momento en el que lo necesitas. Contando con que cumples todos los puntos anteriores, este puede ser el punto crítico más importante por el que no puedes usar tu Game Pass.

Total
0
Shares
Anterior
Trabaja seguro con la nueva VPN de Microsoft Edge
edge

Trabaja seguro con la nueva VPN de Microsoft Edge

Un buen motivo para pasarte a Edge

Te puede interesar