Los grupos del WhatsApp donde está cambiando la manera de enseñar a los alumnos

De prohibir el uso de los móviles en clase a ser una pieza básica en la enseñanza. Whatsapp, como toda herramienta, puede ser utilizada, incluso en entornoEs educativos, para algo más que para crear los tan amados y odiados grupos de padres y madres.

De hecho, son varios los países que están documentando estas buenas prácticas que realizan algunos profesores, que han sido capaces de ver en uno de los sistemas de mensajería más ampliamente utilizados una forma de educar a los chavales.

Un profesor motivado enseña mejor

Por ejemplo, en la India hay un grupo de WhatsApp en el que participan varios profesores de ciencias. Más concretamente, hay 87 maestros de al menos 70 escuelas diferentes. Con el objetivo de reforzar la educación científica, se creó un foro para profesores en el que se buscaba promover el aprendizaje y el intercambio sobre la enseñanza de las ciencias.

En el grupo se discuten todas las semanas temas basados en el plan de estudios, compartiendo archivos de audio, texto, fotos y videos. Así, todos los domingos, el moderador del grupo sugiere un tema y los miembros interactúan, generando dudas y compartiendo información. Durante una semana, los miembros debaten sobre ese tema en particular. El sábado, el moderador integra todas las discusiones y se publica un resumen del tema.

El objetivo de la iniciativa era, por lo tanto, mejorar la calidad de la educación científica en las escuelas públicas a través de actividades de capacitación para los docentes. Hasta entonces, la educación científica se limitaba a conferencias de los profesores, animando a los estudiantes a obtener las notas suficientes para aprobar sus exámenes. Sin embargo, y con la irrupción de este grupo de Whatsapp, se motivaba a los maestros a aclarar sus dudas. Es decir, se pretendía crear un ambiente propicio para que los maestros hicieran más preguntas y promovieran el aprendizaje práctico.

Hemos venido a hablar de nuestro tema

Así pues, la aplicación WhatsApp se ha convertido en una alternativa significativa para aprender y enseñar en los últimos años. Uno de sus éxitos reside en que el intercambio y la comunicación se pueden hacer fácilmente de esta manera.

No en vano, los docentes están ya acostumbrados a utilizar aplicaciones de aprendizaje online dentro del contexto del desarrollo profesional. Sin embargo, estos grupos de WhatsApp tienen un campo común y bien definido, lo que contribuye a compartir, y al mismo tiempo, ofrecer una identidad de grupo.

Es decir, no se trata de grupos en los que poco a poco se van intercalando las bromas, los chistes y los memes, sino que se habla de actividades comunes, se proponen discusiones e intercambio de información sobre una única materia.

Los profesores suelen discutir proyectos y cómo conseguir su aplicación en sus campos y materias de enseñanza. Estas discusiones pueden ir desde la forma de desarrollar un proyecto científico a hacer algunos dispositivos técnicos relacionados con un campo diferente de ciencia.

Las opiniones se abordan desde diferentes prismas y las discusiones se tratan en diferentes dimensiones. Así, y una vez abordado un tema de discusión, los maestros comparten su experiencia y la solución encontrada a ciertos problemas encontrados. De esta forma, se ponen en común problemas compartidos y la resolución a los mismos.

Objeto de estudio científico

Incluso el uso de estos grupos de Whatsapp ha sido objeto de algún estudio, según el cual los docentes suelen mostrar preferencia por cuatro temas principales: acciones para el conocimiento de la materia, para el conocimiento del contenido pedagógico, para las prácticas de enseñanza en la escuela y para el apoyo emocional.

Así, los profesores suelen discutir los principios y conceptos de las preguntas formuladas durante la lección. Los profesores examinan una pregunta de ciencia, reflexionando sobre principios y conceptos relacionados con esa materia en concreto. En su acciones, los profesores intentan crear respuestas adecuadas a las asignaturas en diferentes disciplinas de la ciencia. Además, comparten software, páginas web útiles, fotografías y videos relacionados con el área temática y que pueden usar durante sus lecciones.

Con estas acciones, los maestros también se animan mutuamente a utilizar la tecnología de manera efectiva. Desde este punto de vista, se puede decir que los maestros hacen esfuerzos para poder usar y aumentar la información que tienen de un determinado campo. Algo que consiguen gracias a su participación en estos grupos de WhatsApp. Por otro lado, se puede decir que los maestros también aumentan su conocimiento al seguir las discusiones en el grupo.

También me importan mis alumnos

En el grupo de WhatsApp, los profesores comparten el conocimiento pedagógico sobre los procesos de enseñanza y aprendizaje. Estas acciones están destinadas a tratar de motivar a los estudiantes, comunicarse con ellos e interactuar con ellos.

Además, también se comparten sugerencias para gestionar y manejar el aula: fotografías, videos y declaraciones relacionadas con el proceso de enseñanza-aprendizaje. Es decir, que se plantean respuestas a cómo hacer que el aprendizaje de los estudiantes sea más valioso.

En el grupo de WhatsApp, los maestros también comparten fotografías o videos de sus propias prácticas en la escuela y los resultados de algunos experimentos y talleres realizados. Algo que puede proporcionar algunos beneficios: los profesores pueden aplicar prácticas individuales en sus propias aulas o promover una atmósfera alentadora, ya que los docentes pueden ilusionarse al ver lo que han hecho otros maestros de forma exitosa.

Es decir, que según este estudio, las tecnologías web aumentan la cooperación de los profesores, facilitando el desarrollo de los docentes.

Etiquetas: