estudiando

Científicos descubren que estudiar mata el cerebro

Memorizar no es tan bueno como parecía.

Ponte en situación: estás estudiando para un examen importante, te esfuerzas por absorber toda la información que necesitas recordar, y, de repente, te comienza a doler la cabeza. ¿Qué está pasando? Vale, somos unos exagerados. Seguramente lo que te pase es que necesitas descansar y airearte un poco, pero, ¿alguna vez te has detenido a pensar en qué le está pasando a tu cerebro mientras intenta almacenar todos esos datos?

Pues deja de preguntártelo, porque un reciente estudio realizado por expertos de la Facultad de Medicina Albert Einstein ha arrojado luz sobre este tema. De hecho, han descubierto que retener información no es tan bueno como podría parecer, ya que la formación de nuevos recuerdos tiene un coste añadido: daño en el ADN y una inflamación en el cerebro.

¿Me voy a morir si estudio mucho?

Para responder a esta pregunta hay que analizar qué tiene de malo la inflamación cerebral. Según indica el estudio,  se considera algo negativo ya que puede desencadenar problemas neurológicos graves como el Alzheimer y el Parkinson. Sin embargo, este estudio reveló algo sorprendente, ya que la inflamación en ciertas neuronas del hipocampo, la región del cerebro asociada con la memoria, es esencial para crear recuerdos duraderos.

cerebro

El hipocampo ha sido reconocido durante mucho tiempo como el centro de la memoria en el cerebro. La Dra. Radulovic y su equipo, responsables de la investigación, descubrieron que las neuronas específicas en esta región experimentan un ciclo de daño y reparación del ADN. Esto resulta en conjuntos de memoria estables, representados por grupos de células cerebrales que almacenan nuestras experiencias pasadas.

Así, se explica que el proceso de formación de recuerdos implica un delicado equilibrio entre daño y reparación del ADN, así como una respuesta inflamatoria en el cerebro. Aunque la inflamación puede ser perjudicial en exceso, en este caso, desempeña un papel crucial en la creación de recuerdos duraderos. Sin inflamación, no tendríamos esa memoria a largo plazo.

¿Y cómo se ha sabido todo esto?

Con métodos tradicionales. Los científicos observaron cómo se formaban recuerdos en ratones al darles pequeñas descargas eléctricas. Lo que encontraron fue fascinante: las células cerebrales en el hipocampo se activaron, y se detectaron genes específicos relacionados con la inflamación.

Cerebro

En particular, descubrieron que la vía inflamatoria del receptor tipo peaje 9 (TLR9) desempeña un papel crucial en este proceso. Esta vía inflamatoria generalmente se activa para combatir pequeños fragmentos de ADN dañino y desencadenar respuestas inmunitarias. Inicialmente, los científicos pensaron que la activación de TLR9 estaba relacionada con una infección en los ratones. Sin embargo, se sorprendieron al descubrir que esta vía estaba activa exclusivamente en grupos de células del hipocampo que mostraban daño en el ADN.

Normalmente, el cerebro experimenta pequeñas roturas en el ADN que se reparan rápidamente. Pero en estas neuronas del hipocampo, el daño fue más extenso y persistente. Este daño activó la vía TLR9, lo que llevó a la formación de equipos de reparación del ADN. sin embargo, es aquí cuando los científicos descubrieron que bloquear la vía inflamatoria TLR9 en las neuronas del hipocampo impedía que los ratones formaran recuerdos a largo plazo y causaba una alta frecuencia de daño al ADN en estas neuronas.

Por este motivo, aunque se están investigando fármacos que inhiben la vía TLR9 para tratar enfermedades como el COVID-19, la inhibición total de esta vía puede tener riesgos importantes para la salud. Vamos, que el cuerpo humano es tan sabio que sabe como dañar y reparar neuronas para asimilar recuerdos a largo plazo.

Total
0
Shares
Anterior
¿Qué se considera una súper app?
varias personas con una app

¿Qué se considera una súper app?

Se trata de uno de los tipos de aplicaciones más importantes con las que nos

Te puede interesar