Cómo cargar correctamente la batería de nuestro smartphone

Las baterías de nuestros teléfonos móviles han sufrido una evolución drástica. Ahora duran más que antes, aunque no lo parezca… y es que deben mover aplicaciones muy exigentes, procesadores tope de gama y pantallas con una increíble resolución. Y a pesar de ello, algunos usuarios no llegan al final del día sin sentir que necesitarían tener un enchufe y un cargador cerca.

Antes lo teníamos claro: la batería ha de agotarse del todo y cargarse de nuevo hasta llegar al 100% porque si no nos va a durar muy poco. Y puede que algunos aún piensen eso. Pero ahora todo es distinto y las baterías de litio actuales ya no tienen ese efecto memoria que obligaba a mantener un ritual determinado para alargar su vida. ¿Quiere decir esto que podemos ya hacer lo que nos de la gana con las baterías actuales? Por supuesto que no.

¿Qué debemos hacer al cargar el móvil?

Existen ciertos comportamientos saludables para mantener la vida de una batería en condiciones hasta que, por lo menos, decidamos cambiar de móvil, ya que de batería, con las tapas no extraibles, se antoja muy difícil. Estos son los mejores que puedes llevar a cabo.

  • No dejes que tu batería caiga por debajo del 20% y, mientras lo cargas, que no suba del 80%. Esto se debe a que, si sometemos a la batería a cargas extremas, tanto por arriba como por abajo, estamos degradando las celdas de iones de las que se compone la pila.
  • Usa siempre el cargador que viene de fábrica o de una marca compatible. Evita en la medida de lo posible comprar un cargador en un bazar de productos variados ya que sus artículos no siempre han pasado por los certificados de seguridad necesarios. Si vas a usar un cargador distinto al de tu marca, mira siempre el voltaje y la intensidad del mismo para evitar sobrecargas en el dispositivo.

  • Mientras carga, vigila de vez en cuando la temperatura que alcanza el móvil. Puedes controlarla gracias a aplicaciones como GSam Battery Monitor. Un consejo: en los meses de más calor coloca el móvil en una superficie fresca mientras se carga.
  • Intenta no usar el móvil mientras lo cargas. Este punto está relacionado con el anterior, y es que, al usar el móvil, los procesos que se llevan a cabo en el mismo elevan su temperatura.
  • Calibra la batería. Esto quiere decir que el porcentaje que veas reflejado en la pantalla de tu móvil se ajustará a la realidad de tu batería.

 

Etiquetas: